GUADALIURIS

GUADALIURIS es una Agrupación de Interés Económico que aglutina en la actualidad a 28 despachos profesionales de Sevilla, todos de reconocido prestigio en el ámbito de la prestación de servicios jurídicos tanto en nuestra ciudad como en nuestra Comunidad Autónoma. Nace con una vocación de unión y de mejora global en las particulares prestaciones que cada organización ofrece a sus clientes, sobre la base del intercambio de sinergias, experiencias y colaboraciones.

También con un denominador común: el esfuerzo colectivo como premisa de crecimiento y posicionamiento en el ámbito de actividad y negocio en el que se desenvuelven tales organizaciones: los servicios profesionales de abogacía y el asesoramiento integral a empresas, instituciones y particulares.

Con esa vocación y asumiendo como propios los valores que rigen la labor de cada uno de las firmas integrantes, -bajo premisa común del rigor y la ética profesional-, GUADALIURIS se postula como una nueva plataforma de proyección que, sobre la base de una operativa y actividad común, permita el crecimiento y posicionamiento individual y colectivo referidos, en un sector de actividad en el que viene rigiendo la prevalencia de grandes firmas y organizaciones anglosajonas, tratando así de defender y preservar la valía e identidad de nuestros despachos como exponentes de la altura que atesora, también a los efectos profesionales que tratamos, nuestra ciudad y nuestra Comunidad Autónoma.

Nace así GUADALIURIS, como cauce vertebrador de nuevos proyectos e ilusiones, siendo a la postre punto de encuentro y nexo de unión en la necesaria búsqueda de la excelencia profesional.

Para ello, se constituyen, entre otros, como objetivos de la Agrupación los siguientes:

  • La colaboración profesional y el establecimiento de sinergias entre los despachos y bufetes integrantes, como valor añadido en la especialización de los servicios profesionales a ofertar.
  • La potenciación y promoción individual de las firmas integrantes.
  • La creación de una plataforma de comunicación común.
  • La puesta en marcha de una acción formativa permanente.
  • La concurrencia común a concursos públicos que pudieran ofertarse, compitiendo a este respecto con otras firmas de índole nacional e internacional.
  • La creación y establecimiento de una central de compras frente a proveedores de bienes y servicios.
Consulte aquí nuestro código de consulta